Jesús Carranza

LA PROSA DE LO HUMANO


PUERCOS CON ALAS

 

Dice un refrán popular: “A cada puerco  le llega su fiestecita”. La detención del ex mandatario de Veracruz, Javier Duarte, se registró el Sábado de Gloria, día en que se abrieron los cielos para los veracruzanos y todos los agraviados por este delincuente.

 

Tras la aprehensión,  surgieron cientos de publicaciones  en las redes sociales,  donde parodiaban al ex gobernador detenido por las autoridades de Guatemala como un cerdo gordo. Aunque todas las comparaciones son malas,  en este caso ofenden a tan noble animal.

 

Y es precisamente, en Sábado de Gloria, cuando  en las comunidades rurales, se mata un marrano bien cebado para romper la vigila. Coincidió la fecha con la detención del  ex gobernador.

 

El ingenio popular descuartizó a Javier Duarte en plena Semana Santa. Si las autoridades mexicanas, como presumen,  colaboraron con la detención del ladrón ex gobernador, bien pudieron aprehenderlo  en Viernes Santo, para representar   la crucifixión al más puro estilo mexicano.

 

Don Carlos Macías, matancero del municipio de Arteaga,  del mismo apellido que la esposa del ex gobernador de Veracruz,   suele  recorrer los días santos las polvorientas calles del ejido El Tunal.   Llega a las casas y  de un leve empujón abre la puerta y  grita  para que lo escuchen al fondo de la finca: “Pariente, para el Sábado de Gloria que se abran los cielos, voy a matar el marrano, lo espero en la casa”.

 

El político detenido, fue orgullo de la nomenklatura tricolor, así lo presumió el primer priista de la nación, Enrique peña Nieto,  antes de tomar posesión de la Presidencia de la República.

 

La esposa de Javier no fue aprehendida, a pesar de que ella documentó todos sus ingresos y los gastos; asimismo, el gobierno tiene fundamentados los pagos de sus tarjetas bancarias por millones de pesos al mes, pagado  con dinero sustraído de los contribuyentes. No obstante, se le concedió la gracia de gozar la libertad y derrochar en otra parte del mundo las ganancias mal habidas. Tras la detención de su marido la mujer voló a Inglaterra.

 

La risa de Javier Duarte al momento de la captura  no reflejó el miedo a la cárcel. La risa delató el cinismo del que está hecho, sabe que a su mujer y los demás miembros de la familia no les tocarán un pelo. Además,  le dejarán  a la pandilla una buena cantidad de dinero robado a los contribuyentes, para que no extrañen la vida de placer a la que se acostumbraron durante los tiempos de jauja en el Gobierno de Veracruz.

 

Dicen en España: “a cada puerco le llega su santo”. En México decimos: “a ese marrano,  ya le torcieron el rabo”.

 

La del estribo

 

Hay en la contienda un candidato independiente a la gubernatura del estado de Coahuila con el mote de “Lucho”. Para sorpresa del respetable público,  don “Lucho” Salinas amenazó esta semana en Torreón, en el debate organizado por la Universidad Iberoamericana,  meter a la cárcel a los que nos gobiernan y a todos los del gobierno, sin aclarar a qué nivel de gobierno se refiere, sea éste,  federal, estatal o municipal.

 

Don “Lucho” Salinas agarró parejo. Por sus palabras, me imagino, su promesa incluye  a ministros de la Suprema Corte, secretarios del gabinete federal, sin excluir al Presidente  Enrique Peña Nieto,  por supuesto.  Cómo le va a hacer Don “Lucho” si el voto de los coahuilenses le da el triunfo, aunque ese escenario es improbable,  pero de que es más luchón que “Mamá Lucha” e incluso que “Marucha”,  de eso no hay duda…

 

¿Su promesa Incluirá a los porteros de las oficinas públicas?, ¿al tradicional  Gutierritos con su gastado sello?,  ¿También meterá a la cárcel a los policías, secretarias, directores de área, subdirectores, trabajadores de las instituciones culturales, recolectores de basura, trabajadores de parques  y  jardines,  inspectores de espectáculos, carteros, telegrafistas, enfermeras y médicos de los hospitales del Estado y un largo etcétera? La nómina es amplísima, vasta como una selva urbana, y consume quincenalmente miles de millones de pesos del mermado erario, del sufrido contribuyente.

 

Además, don “Lucho”  Salinas  se disparó en el pie al acusar al gobierno de Coahuila  de gastar innecesariamente en medios de información…

 

“Lucho” presumió ser constructor y ganadero, junior al cubo: dijo que el 90 por ciento de sus ingresos proceden de sus empresas, del otro 10 por ciento  no dio razón, ese es el gran misterio. “Lucho” Salinas,  para más señas,  es tío del candidato a la presidencia municipal de Saltillo por el PRI, Manolo Jiménez Salinas.  Así de disímbola  es la política en Coahuila.

 

www.jesuscarranza.com.mx

¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.