DILEMA MIGRATORIO, APUESTA AL TIEMPO

Por:

 

Por México ya pasan rumbo a los Estados Unidos la mayor cantidad de migrantes provenientes de Centroamérica, Asia y África de toda su historia.

Es casi un hecho que la cifra de casi 400,000 migrantes que pasaron por la frontera sur de México hacia el vecino país del norte, el año pasado, aumentará, así lo dejo ver este martes la responsable de la política intenta del país, Olga Sánchez Cordero.

Y con esta cifra también es previsible que aumentará la de los migrantes retornados por nuestro país.

Así lo dijo , a este reportero, en conferencia de prensa, el Comisionado del Instituto Nacional de Migración, Tonathiu Guillén, al reconocer que durante el periodo equivalente al último mes han sido retornados de forma asistida, 11 mil 800 migrantes que provienen de los países centroamericanos, pero también de lugares tan lejanos como el Congo, Eritrea, India y Pakistán.

Esto pone a México en un problema.

Pues mientras esto sucede a través de nuestra frontera sur, el principal inquilino de la Casa Blanca, Donald Trump, no deja de recriminar a México su falta de actuación en la labor que él mismo le ha adjudicado a nuestro país, que es la de detener a los migrantes que tratan de llegar a su país.

Y para ello utiliza las herramientas que tiene a su alcance como son el cerrar parcialmente la frontera entre México y Estados Unidos causando un verdadero caos en materia económica o bien el enviar a militares cada vez qué hay algún incidente fronterizo.

Es decir: Mientras por la frontera norte México enfrenta una constante amenaza, por la otra enfrenta una migración creciente e imparable.

Hasta hoy el gobierno mexicano parece haber tomado una decisión sensata y apegada a sus principios e intereses, al no responder abiertamente a las bravatas de Donald Trump, ni tampoco cerrar su frontera sur.

Y es que si bien la solución ideal planteada por México y los Estados Unidos que es la de crear fuentes de empleo y prosperidad económica en los países expulsores de migrantes ya está en marcha con el Plan de Desarrollo de la Frontera Sur y Centroamérica anunciado a principio de año, aún falta mucho tiempo para que se den resultados concretos.

Parece una apuesta al tiempo, parece ser, por lo pronto, la decisión correcta.

thumb_up ¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.