EL EFECTO MONO MUÑOZ

Por:

 

Muchos se decían sus amigos, muchos hasta subían fotos a sus redes sociales en cualquier evento social en el que departían alegremente con él, desde una carne asada hasta una boda rimbombante, se le acercaban muchas personalidades de la política, iniciativa privada y claro empresarios de los medios de comunicación y hasta uno que otro reporterillo de calle que también se privilegió de su cobijo.

Eran épocas de bonanza, nadie sabía exactamente a que se dedicaba ese personaje, pero todos querían ser sus amigos, así es la gente, buscan beneficio a cambio de poco o de nada, unos se hicieron sus socios en negocios y otros con que los dejaran entrar al antro de moda sin pagar con esa migaja se conformaban, así el personaje compro vidas y voluntades sobre todo aquí en la región sureste de Coahuila.

Pero todo cambia y hoy el amigo de todos se encuentra en desgracia, detenido y procesado en una corte federal del vecino país, solo que no se quiere ir solo, y está dispuesto a colaborar a cambio de beneficios procesales, paso de delincuente a testigo protegido , estrella del gobierno de los estados Unidos, solo que sus dichos causaran un tremendo efecto aquí en Coahuila, hay muchos personajes que literalmente no pueden dormir por el miedo a que la justicia los alcance, muchos políticos sobre todo que saben que de hablar el inge su destino está sentenciado, si no es que ya lo está, no se extrañe que en días próximos dejemos de ver a muchos personajes por las calles de Saltillo huir con rumbo desconocido, esconder bienes y propiedades para salvar lo mucho que se robaron y que lavaron con su socio, porque la trama era tan oculta que mezclaron dinero robado del erario con dinero negociado con el Mono, pero a fin de cuentas dinero mal habido, y es de todos conocidos quienes son esos personajes, quienes se hicieron multimillonarios de la noche a la mañana, y a quienes la justicia de allá, no la de aquí los habrá a llamar a cuentas.

Y eso es lo más vergonzante que aquí en Coahuila ni en México se hizo nada sabiendo de las actividades ilícitas de este y de muchos personajes más, por ello la inseguridad y la falta de justicia van de la mano son un problema común y recurrente, un binomio que funciona con la complacencia de autoridades de todos los niveles de gobierno, por eso la tranquilidad tardara en llegar muchas generaciones más cuando exista un estado de derecho y se acabe la impunidad.

thumb_up ¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.