LOS DERECHOS Y OBLIGACIONES DE LOS PADRES Y MADRES

Por:

 

 

Pocas veces los padres son conscientes acerca de la responsabilidad que implica criar a los hijos, y es que la mayor parte del tiempo, tanto la paternidad como la maternidad son vistos con un halo romántico, en el que los progenitores entregan su amor. Sin embargo ser el padre o madre de un ser humano, es algo complicado y cuenta con un marco legal específico, que marca los derechos y obligaciones de los padres y madres, esto es así, dado que el orden jurídico necesita proteger los intereses del núcleo básico de la sociedad, de ahí la gran evolución del derecho familiar.

Para abordar el tema de los derechos y obligaciones de los padres, es necesario hablar de la patria potestad, esta institución comprende los derechos que los ascendientes (padres y abuelos según sea el caso) tienen para cumplir con sus deberes frente a sus hijos. Por lo tanto la patria potestad comprende se integra por el conjunto de derecho y obligaciones que los padres tienen hacia sus hijos.

A continuación enunciaremos algunos derechos-obligaciones:
1) Guarda y custodia: los padres (en su caso los abuelos) tienen el derecho y la obligación de convivir con los hijos, esto se traduce, de acuerdo a la Suprema Corte, en la posesión, vigilancia, cuidado y protección de los hijos. Esto quiere decir que los padres (o abuelos en su caso) tienen la obligación de cuidar la integridad física y psíquica; vigilar su conducta y sus relaciones.
2) Visita y convivencia: no siempre la guardia y custodia recaen en los dos padres, pues muchas veces nos encontramos ante el caso de un divorcio, en el que, atendiendo al interés superior del menor, los niñ@s deben quedarse con un solo de sus padres. Debido a estas circunstancias el padre que no posea la guardia y custodia, tiene el derecho y la obligación de convivir y visitar al hijo menor, porque este último tiene el derecho a la unidad familiar, es decir, a permanecer en contacto con sus familiares.
3) Educar: La palabra educación encuentra su raíz etimológica del latín educere, que significa desarrollar, en este caso, la acción de educar se refiere a proveer información y conocimiento para desarrollar al ser humano. La educación conlleva comunicación, del latín comunicare –poner en común- ya que la educación normalmente se desarrolla en un círculo del habla, emisor, receptor y mensaje, lo que se desea es que el mensaje sea eficaz y se modifique la conducta, es decir, que haya aprendizaje. Esto implica modelar las conductas que el menor expresará en sociedad para una convivencia armoniosa.
4) Crianza: dirigir e instruir a los menores, se les conoce como obligaciones de crianza, dirigir su educación, fomentar hábitos de alimentación, higiene personal y desarrollo físico y habilidades intelectuales, afectivas y escolares determinar normas y límites; así como intervenir en la formación de su carácter; y no menos importante realizar demostraciones afectivas, de respeto y acepción para con el menor.
5) Corrección: es obligación de los padres encomiar a los menores para que éstos moderen su conducta, esto siempre y cuando lo hagan dentro de los límites de la razón y la mesura, sin recurrir a la violencia, a las humillaciones, a los malos tratos. Es decir, que los padres también tienen la obligación de asumir una conducta digna, que sirva de ejemplo.
6) Ministras alimentos; los alimentos son consecuencia directa del parentesco, no de la patria potestad, pues los hijos están obligado a ministrar alimentos a los padres mayores; y comprenden: comida, vestido, habitación, atención médica –en cualquier nivel-, educación, esto para el caso de los hijos menores.
7) Representación legal del menor: los padres son los legítimos representantes del menor, porque la ley así lo marco y esto implica que ellos ejercen los derechos y obligaciones de los menores –porque actúan a nombre y por cuenta de sus hijos, siempre procurando su bienestar.
8) Administración de los bienes del menor: son aquellos bienes que adquiere por su trabajo o por otro título, corresponde a los padres, esto no implica disponer de los bienes libremente, sino llevar a cabo todos los actos necesarios para la conservación del bien.
9) Responder por los daños y perjuicios que cause el menor: pagar daños y perjuicios por las acciones de los hijos, ya que ellos tienen la obligación de cuidarlos, esa es la sanción que la ley impone para los padres negligentes que ignoran las actividades de sus hijos o que no están al cuidado de éstos. En una entrega posterior hablaremos de ésta obligación pues merece un estudio particular.

Estos derechos están contemplados en los artículos 411-4448 del Código Civil para el Distrito Federal, en el artículo 4° (párrafos 6 y 7) de la Constitución, la Declaración de Ginebra (principios 1-5), Declaración universal de los Derechos Humanos (artículo 25), Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos (artículo 24), Pacto Internacional de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales (artículo 10), Pacto de San José (artículo 19), la Convención sobre los Derechos del Niño y la Ley General de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes.

thumb_up ¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.