ESTRATEGIA PREVIA MIENTRAS PASA EL COVID

Por:

Mientras escuchamos a diario los miles de empleos que cada día se pierden a nivel mundial, comenzamos a ver las señales de lo que comenzará a ser la nueva normalidad global.

El quedarse en casa ha sido aprovechado por los grandes capitales para como los buenos ajedrecistas, mover sus piezas a partir de acuerdo a la estrategia previa.

Lo de menos es la salida del equipo de Morelia a una plaza que no tenía equipo pero que acababa de terminar de construir un estadio de primer nivel y que evidentemente se tiene que ocupar. La afición de Monarcas que sale a pedir que eso no suceda, lo único que podrá ganar serán algunos nuevos contagios del Covid-19.

Lo que en verdad debe de preocupar es que el recuperar los empleos no será tan sencillo como se espera. La robotización y la inteligencia artificial están dando ejemplo del rumbo y estrategia que se plantea en lo que será la transición de la 4G a la 5G que ya está en marcha.

El aeropuerto de Pittsburg nos presentó imágenes de robots haciendo labores de limpieza y sanitización en sus instalaciones. El proyecto desarrollado por Carnegie Robotics dice ser un sistema eficaz que a partir de un proceso apoyado por luz controlada ultra violeta, el robot sabe donde y como limpiar donde hace falta “echarle mas ganas”.

Esta empresa ubicada en Pittsburgh es un proveedor líder de sensores y plataformas robóticas avanzadas para defensa, agricultura, minería, infraestructura, energía y otras aplicaciones, esta empresa tiene en desarrollo muchos proyectos en verdad interesantes.

El proyecto no tardará seguramente en ser repicado y dejaremos de ver en los aeropuertos las imágenes de esas personas con trapeador largo esquivando y deteniéndose entre la gente únicamente “jalando la tierrita”, pero significa también que serán empleos donde las máquinas irán sustituyendo a las personas.

La realidad es que los robots, la automatización y la Inteligencia Artificial han comenzado a transformar el mundo del empleo. Ya lo vemos en la industria y cada día aumenta a tal ritmo que hay estudios que por ejemplo en Europa dentro de 10 años, uno de cada tres empleos lo ocupará una máquina.

Los oficios tradicionales irán desapareciendo unos, adaptándose otros. Lo trabajos de baja calificación son lo que primero se irán desplazando. Esto no es nuevo, desde la Revolución Industrial, las primeras máquinas fueron sustituyendo mano de obra a fin de acelerar y eficientar la producción.

La tecnología también a avanzado a grado tal que los jóvenes tendrán que pensar de una manera diferente sobre lo que deberán estudiar si no quieren terminar siendo sustituidos por robots para poder estar del lado en que se operan las maquinas.

Los nuevos perfiles están enfocados en Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas principalmente. La rápida evolución tecnológica en que vivimos estarán requiriendo de desarrollo, creación, programación, operación y mantenimiento en cada industria que esté en desarrollo. Nuestras universidades tienen que estar preparadas también, actualizarse y ser los proveedores de seres preparados y comprometidos con el mundo que deberán enfrentar. La capacidad de aprendizaje y adaptación a la rápida evolución tecnológica que se está desarrollando, será fundamental para ser parte del cambio.

La etapa que actualmente vivimos es la más difícil, estamos viviendo la pérdida de empleos en todo el mundo, mientras la búsqueda de recursos a corto plaza hará buscar la estabilidad económica sea complicada para un buen número de personas. No podemos pensar que se pierdan un millón de empleos en esta temporada de pandemia en México y pensar en mudarse a la península de Yucatán a ver en que tramo del Tren Maya lo encontremos.

Es necesaria la preparación, la adaptación a las nuevas tecnologías y formas de trabajar para ser parte de la reformulación de la nueva relación del hombre y la tecnología.

Abrirán cines y se pedirá que compremos en línea, lo mismo para pedir palomitas. Se probará que con menos personas, se puede trabajar, también hay que educar a los asistentes a usar la tecnología. Y así, poco a poco veremos como van ocurriendo las cosas mientras pasa el Covid.

Pero no hay que asustarse, recordemos que la Inteligencia Artificial no es más que una herramienta creada por los seres humanos, y que hace y se aplica donde los humanos elegimos.

thumb_up ¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.