ROVER VA A MARTE

Por:

Los romanos lo veneraban, los mayas lo seguían, Marte ha sido fuente de ideas y de sueños para el hombre. Nos imaginamos a los “marcianos” cuyas formas variaban según el autor o la película, los científicos lanzan teorías de que ahí vivirá la civilización humana cuando nos hayamos acabado este planeta.

Y cómo los paleontólogos nos han enseñado, si sabemos leer las entrañas del planeta, se podrá saber con que contamos y qué podemos esperar.

China y Emiratos Árabes adelantaron su camino hace una semana, ahora, la NASA continúa una misión en la que se buscan formas de vida en el planeta rojo. El 18 de febrero de 2021, el Rover Perseverance comenzará a recorrer el planeta que lleva sistemas y tecnología para analizar el suelo, tomar muestras y medir el viento entre otras actividades.

Se dice que Marte puede tener las claves de nuestro pasado y de nuestro futuro. Marte es un planeta joven, con apenas 4 mil millones de años, (la tierra tiene 5 mil millones), hay espacios en La Tierra, como las dunas del Desierto de Mojave, en California, cuyas características con óxido de hierro y que es lo que le da esa ligera tonalidad.

El clima en Marte es frío, seco y desolado, tiene tormentas de arena que duran semanas y por la noche hay lugares donde la temperatura es de 100 grados bajo cero, sin oxígeno; su tamaño es casi la mitad de nuestro planeta, ¿que atractivo puede tener vivir ahí?

Los científicos creen que en algún momento Marte tuvo un mejor clima, incluso agua en su superficie, parte de la misión es comprobar si hay hielo que podría encontrarse debajo de los casquetes polares marcianos, y ahí está el trofeo que se busca: dióxido de carbono congelado, es decir, hielo seco.

Estos casquetes son una especie de capas de color blanco que se pueden apreciar en un planetario y que podrían cubrir una vasta extensión de agua congelada que podrían ser restos oceánicos.

Rover lleva tecnología que antes estaba en sueños.

En 1976, los sueños fueron tomando forma: el programa Viking buscó las huellas primeras de actividad microbiana en suelo marciano, no encontraron nada.

En 1966 la NASA dijo que había descubierto fósiles de vida bacteriana en un meteorito proveniente de Marte hace 12 mil años, encontraron elementos químicos que se asocian con la vida en la tierra.

El vehículo Curiosity, en otra misión, junto con sondas de la Agencia Espacial Europea coincidieron en detectar gas metano, que resulta de la actividad microbiana.

En 2007 la sonda Mars Express descubre una enorme masa de agua congelada bajo el polo sur, con radar se pudieron medir depósitos de más de 3 km de agua congelada, ese estudio se publicó en la revista Science.

La misión Mars 2020 representa la primera fase de recolecta de muestras del suelo marciano con miras a poder enviar una misión tripulada. El lugar donde se ha planeado el aterrizaje es el lecho de un cráter, que se cree albergó un lago por lo que se considera rico en sedimentos.

Se buscó un lugar donde se pudieran buscar formas de vida primitiva, nos queda claro que la vida siempre nos muestra su tenacidad. Se sabe que en ambientes extremos es posible que se desarrollen organismos microbianos que pueden estar sin interferencia de otros animales o plantas y es lo que se esperaría encontrar.

El viaje a Marte es de 7 meses y 55 millones de kilómetros y si todo va conforme a lo planeado el hombre podrá pisar el suelo marciano en el 2030. Ir a Marte solo es posible cada dos años y en una ventana de tiempo relativamente corto debido a la rotación de ambos planetas por lo que se debe tomar la ruta más corta.

En Marte un día dura 24 horas y 37 minutos, en cambio tarda 687 días en dar una vuelta completa alrededor del sol, por lo que es un viaje que requiere calcular miles de datos para que sea preciso.

Rover estará en Marte, es parte de una serie de robots geólogos que pueden moverse por todo tipo de superficie, tienen la capacidad de llegar y tocar rocas y a través de un RAT, una herramienta de abrasión de rocas capaz de perforar rocas de manera muy precisa que llega a su interior y puede hacer análisis a través de un microscopio.

Los otros Rover que han llegado en misiones anteriores, hasta ahora no han encontrado pruebas de vida, pero sí que el planeta tuvo agua en su superficie tiempo atrás.

Otras sondas ya han enviado imágenes que ahora con mejor calidad, muestran rasgos de presencia de agua.

Siempre nos ha causado interés la pregunta de si existe vida en otro planeta. Seguramente la hay, con formas y desarrollo de acuerdo a sus propias circunstancias. El universo debe estar lleno de vida.

De diversas formas hemos intentado el contacto con otras civilizaciones. Nuestra realidad inmediata está en el planeta rojo, donde buscamos también las respuestas al origen de la vida.

thumb_up ¿Te gusta el contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Danos tu opinión

Campos marcados con *son obligatorios, su correo no sera publicado.